•9/22/2009 04:59:00 p. m.
Abuso: A este señor lo sacaron a golpes de adentro de su casa
Por: Carlos Molina

El toque de queda, es un negocio para algunos militares. Un ciudadano denunció a Radio Uno que elementos de la patrulla 1227 de San Pedro Sula, le cobró por dejarlo transitar en su vehículo.

Militares violaron una joven en Choloma y hasta le introdujeron un tolete en su vagina. En la aldea El Carmen, policías asesinaron a un joven solo porque este les gritó "golpistas". Son unos asesinos, si no pagan en la tierra, lo harán en el infierno.

Para los hondureños no es desconocido que nuestros policías y militares son unos ignorantes y salvajes. El nivel de preparación cultural, intelectual y académico es mínimo, desde los altos jerarcas hasta el más humilde policía. Basta con escucharlos hablar en las entrevistas o cuando te abordan en un operativo. No tienen ni la más mínima educación ni cortesía para entrevistarte. No conocen de profesionalismo.

Tras la llegada al país de Manuel Zelaya se decretó un estado de sitio y los salvajes militares iniciaron con su negocio, reprimiendo al pueblo de una manera grosera. Estamos de acuerdo que reciben órdenes y que están obligados a cumplirlas, pero estos salvajes abusan de su envestidura para golpear a la población, sin pudor.

Un día después de la llegada de Zelaya, en el Barrio Suncery y Cabañas de San Pedro Sula, los policías y militares cometieron su mayor salvajismo, al entrar a una humilde vivienda y sacar a un ciudadano a punta de golpes, cometiendo un grave delito ya que la ley prohíbe que allanen casas en un toque de queda. A estos bárbaros no les bastó y hasta subieron a empujones a una joven embarazada que protestaba porque golpeaban a su familiar, sin importarles que a su paso se encontraban con niños a los que apartaban a empujones. Da coraje ver como estos cobardes militares golpean a una indefensa y humilde señora, o anciano como ha ocurrido muchas veces. Yo quisiera ver a estos militares enfrentarse a los mareros, no lo hacen porque les tienen miedo, por eso es que nunca pueden acabar con ellos, se ensañan con la gente inocente y desarmada. Si son tan hombres, que se enfrenten a la población sin ventaja, (armas, gases lacrimógenos o toletes) a ver si se imponen.

Muchos aprovecharon la coyuntura para hacerse de unos pesos, ya que se conoció que algunos policías y militares fueron sobornados con dinero para dejar transitar a muchos vehículos durante el toque de queda. Será por eso que se vio gran cantidad de carros circulando con tranquilidad sobre todo en San Pedro Sula.

Meses antes en una represión en Choloma un grupo de militares durante una represión violaron a una joven y su osadía fue mas allá al introducirle en su vagina uno de los toletes. No hay justicia a ese acto y muchos otros mas. No existen derechos humanos en un gobierno impuesto por las armas. Estos policías y militares mediocres siguen abusando del poder y golpeando a la población. Ante todo esto, tiene el valor Micheletti de decir que “Honduras tiene un ejército y una policía profesional” una gran mentira, solo imagínense que las fuerzas armadas están siendo dirigidas por Romeo Vásquez quien en un pasado fue capturado por dirigir una banda de robacarros. La policía es un nido de corrupción y delincuentes, esto se puede confirmar con solo observar las noticias y ver que muchos son detenidos por varios delitos, aunque hay excepciones.

Nuestros policías y militares nos llenan de vergüenza. Ya es hora de cambiar la metodología de enseñanza militar. Instruyan a los aspirantes a ser profesionales, si es posible contraten expertos en el extranjero ya que ustedes solo les meten en la cabeza que el civil es el enemigo. Cuando no había democracia, nuestro país era gobernado por incapaces y testarudos militares, después por inoperantes políticos y cual ha sido el avance?. Nuestra patria sigue sumida en la miseria, la ignorancia y ahora que esta bola de viejos incapaces e ignorantes que conforman la cúpula militar, intervinieron en el asunto político, la terminaron de enterrar.

Donde está la inteligencia militar que pregona Micheletti?, si Zelaya entró al país por las barbas de los militares y no se enteraron. Y esto que tenemos un ejercito profesional y muy capacitado como pregona el gobierno de facto.

Prepárense académicamente, culturalmente, intelectual y profesionalmente, no nos llenen de vergüenza. Se aprovechan porque la mayoría de nosotros los hondureños no tenemos educación y si la tenemos es muy deficiente. Basta con observar su incapacidad.

Votar esta anotación en Bitácoras.com
This entry was posted on 9/22/2009 04:59:00 p. m. and is filed under . You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.

2 comentarios:

On 23 septiembre, 2009 20:43 , Anónimo dijo...

COMO NO VAN A DAR TOQUE DE QUEDA CON ESE MONTON DE SAQUEADORES, VANDALOS Y DELINCUENTES QUE SIGUEN AL DELINCUENTE DE MEL ZELAYA, TODOS DEVERIAN DE IR PRESOS Y LUEGO QUEMARLOS VIVOS.. ESTUPIDOS MUERTOS DE HAMBRE QUE POR DINERO SON CAPACES DE TODO, BIEN POR LA POLICIA NO DEVERIA GOLPEARLOS SINO DESAPARECERLOS

 
On 27 septiembre, 2009 19:12 , Anónimo dijo...

Increible que nuestros maestros van a demostrar apoyo a Mel Zelaya. Increible. Pero tambien un poco de ironico que solo estan demostrando apoyo despures de sus fines de semana libre, y luego durante el dia cuando deben de estar en las escuelas ensenando a nuestros ninos. Y mas triste apoyando a un idiota que no tiene la educacion de ser ni profesor de educacion fisica. Solo porque guarantizo que ivan a seguir ganando mas que cualquier otro grupo de Hondurenos si le daban el apoyo. Y hay estan en las calles, gritando "fuera golpistas," cuando deben de estar gritando "queremos trabajar menos y ganar mas." O "No queremos trabajar mas y queremos apoyar un idiota." Triste que no van a demostrar durante sus vacaciones, porque todos sabemos, las vacaciones de los maestros es lo mas importante.

Mel Fuera. Mel Fuera. Mel Fuera. y por si acaso estos maestros no escuchan... se pagan para el trabajo, no para ir de demostraciones.